porque no está mal que terminen las historias mientras haya historias que contar

3.8.10

CondeNADA

Perdón, es que no tengo nada para contar. Escribo y borro, guardo entradas en borradores, lleno archivos de word y también en mi cabeza hay miles de ideas dando vueltas. Las letras y palabras se mueren por salir, las ganas de redactar están tan activas como siempre, pero no. No puedo.

Ya lo dije, lo pensé, lo escribí, lo charlé, lo chateé, lo lloré. Muchas veces. Monopolicé conversaciones virtuales y reales, charlas con Jony y también conmigo misma.

No pisé el mundo para tener historias para contar. No llegué para ser esa en las reuniones que tiene anécdotas apasionantes que todos se mueren por escuchar, no soy de las que acumula vivencias que las escupe en una juntada, y todos se quedan emocionados y con ganas de saber más. No podría jamás escribir un libro autobiográfico ni que tenga algo de mi vida. Sería monotemático y aburrido. Las grandes cosas no me suceden a mí. Le suceden a mi prima, a mi tía, a mi amiga, a esa desconocida borracha que me agarró en el baño del boliche cuando estaban pasando el mejor tema y me contó todo lo que le pasó con su novio, su ex, el que le gusta, el que ama y el que la persigue.

Como dijo Todorov y el pandeterminismo, todo se corresponde. No sé si quiero seguir llenándolos de entradas que no dicen nada, que dan vueltas a los mismos asuntos, que están llenas de palabras pero hasta un renglón les quedaría grande para lo que realmente están diciendo. Roza lo cómico, o lo tragicómico, porque da un poco de pena también. Escribo, me miento, tengo mil millones de entradas, todas muy largas (monótonas y aburridas), y como bonus track: me lo creo. Hasta que, plop! Se rompe la burbuja y me caigo, y me raspo las rodillas, y me sale sangre... Sí, estoy dispuesta a seguir. Tengo muchas lastimaduras y cicatrices por haberme caído en el campito cuando estaba en la primaria. Un par más no van a hacer diferencia.

Es que es así. Soy lectora de historias, televidente de noveluchas, oyente de relatos inquietantes. Estoy condenada a ser una eterna observadora, y con suerte, una narradora testigo. Siempre que mi profesor en la primaria me explicaba éste concepto, me imaginaba a una persona que relataba lo que veía de atrás de un árbol. Un árbol chiquito con plantas y hojas enruladas, y la persona se asomaba y espiaba. No quiero espiar más, quiero espiarme, quiero tener qué espiar en mí misma.

Esa, supongo, que es la cuestión: ser narradora protagonista y dejarme de joder con que "me aburro".

26 comentarios:

  1. hay blogs qe llegan para tocarle la puerta a la cabeza y caer a la realidad. sabes que me pasa lo mismo?

    ResponderEliminar
  2. Mi vida es aburrida, mortalmente aburrida, por eso me afano en desarreglarla todo el tiempo. No sé si aconsejártelo.

    En lo particular, no siempre espero leer a una protagonista desbordante. Hay cierta magia en lo cotidiano, en lo común, que es cautivante. Todo tu blog está impregnado de eso, leerte es saber que detrás de las palabras hay alguien real, un ser humano como uno, que sin valerse de gran materia prima es capaz de engendrar mucha belleza. Hay mucho de identificación, de ternura y de calor dando vueltas por este espacio, que probablemente no alcances a percibir.

    Bueno, a mí me gustas. Y punto.

    ResponderEliminar
  3. Yo creo que tenes historias interesantes nati. Por ahí pensas que no o qué son como dijiste aburridas o nada pero para tus lectores (me concidero una de ellos) sí, son emocionantes. No todo en la vida es emocinante o una novela, las situaciones se dan. Yo no soy tampoco de esas que siempre le pasan algo en la vida, etc y recien ahora (con este blog) me estoy haciendo un poquito mi lugar. No decaigas, suerte! y Besos! :)

    ResponderEliminar
  4. Ve y vívelo, haz que tú seas la protagonista... aveces eso llega sin saber muy bien cómo. Ah! y si te sigo no es porque seas aburrida... todo lo contrario, tienes algo.

    Espero que eso se quede en un desliz :)

    ResponderEliminar
  5. Yo siento lo mismo (igual no es el caso de mi blog, siempre encuentro pelotudeces con qué llenarlo xD). Es difícil de creer lo que cuesta a veces ser protagonistas de nuestras propias vidas :S. Suerte con eso, muchacha; vos podés :). Acordate de todo eso que nos enseñaba Chiquititas cuando éramos pequeñas xD; algunas cosas hay que seguir aplicándolas, por más que con cada amanecer estemos un poquito más grandes que cuando nos sentábamos frente a la tele a ver a Belén & Co (no se si Belén era de tu época, ahora que lo pienso :( ).

    ResponderEliminar
  6. Hay que tener más acción... Buscala si tantas ganas tenés.
    A mi me gusta mi acción-inacción.

    Creo que cada vida es como es, sólo es algo que debería poder mejorar, pero tampoco wooooow, sólo un poco...

    Nada.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Tener muchas anécdotas para contar en reuniones no te va a hacer más feliz. Ser protagonista de historias, tampoco.
    La cuestión está en si sabés lo que querés para vos, si sabés qué te hace bien y qué te hace mal. Lo que importa no es cuántas historias vivas o tengas para contar, sino la calidad de lo vivido. Uno es lo que vive.

    Abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  8. quizas no te das cuenta pero vivis intensamente.
    Tus entradas de por cierto dicen mucho

    besos

    ResponderEliminar
  9. Me encanta como escribis,creo que ya te lo dije.A mi también me paso eso de sentir que las cosas importantes les pasan a los demás,yo no tengo suerte.A mi siempre me toca lo complicado.Igual entendi una cosa,la felicidad está en nosotros mismos :)

    pd:_ una cosa que me di cuenta,te tengo en el face!jjj Sofia Cartró :)

    ResponderEliminar
  10. Me acordé de aquella escena de "El descanso" donde Kate W. suelta unas lagrimitas y dice "¡Es verdad! Una debería ser la protagonista de su propia vida!".

    Yo tampoco creo que tú o tu vida sean aburridas. A nadie le faltan dramas y cuando pienso que quisiera algo más excitante, intento meditar acerca de cuán feliz me haría eso en realidad.

    Anda, Nati, eres una estupenda narradora y sé que aunque pases por una crisis, jamás te faltarán historias qué contar, historias de las buenas.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  11. Yo me suelo sentir así, y en esos días en los cuáles siento que no ocurre nada interesante en mi vida, salgo a la calle aunque sea sola, y siempre algo sucede en el camino a la vuelta o en el trayecto cuando mis pies no dan mas de caminar y días en los que me siento a contemplar a la gente. Una vez tuve una charla con un chico N/N en Starbucks mientras esperábamos nuestros Coffe's. Es mi manera de llevar el aburrimiento adelante, y hace poco mi vida se sacudió un poco gracias a Dios!

    Espero te pase lo mismo (:

    ResponderEliminar
  12. Yo quiero saber dónde está lo aburrido y monótono. La vida es mucho más interesante cuando la ponemos abajo de una lupa. Los detalles. Son detalles pero son tuyos. Únicos.
    Y no jodas, eso lo sabes hacer sino mira tus entradas.
    Suerte Nati (: Un beso.
    (pd. vas a estudiar periodismo o me parece?)

    ResponderEliminar
  13. si decis esto en un test vocacional te mandan a estudiar sociología, especializándote en las técnicas de "observación participante"

    ResponderEliminar
  14. Creo que no me voy a cansar de decirtelo: me encanta como escribís jajaja.
    De mi parte, no me interesan leer los blogs donde cuentan historias extravagantes o todo es color de rosas, me gusta leer la cotidianeidad de otra persona, lo que pasa por la cabeza de alguien más y decir "ey, no soy la única que se siente así". Tu propia introspección me hizo pensar varias veces, y no es algo que pase seguido jaja!

    ResponderEliminar
  15. A mi me encanta lo que escribís, me trasmitís algo re lindo cuando leo. Así que no a bajar los brazos que hay épocas en la que no te sale nada, y pensas que tu vida es monótona y demás, siempre me pasa y tengo ganas de que sea diferente, pero no noto cambios, seremos nosotras o nose.
    Un beso nena.

    ResponderEliminar
  16. Aunque parezca que le das muchas vueltas, valió la pena leerte, buena conclusión...

    ResponderEliminar
  17. Es increíble lo excitante que resulta tu monotonía, lo activa y conmovedora, y el arrabal de sensaciones que genera en vos. Leí por ahí, en algún texto de estos guionistas espectaculares que quieren enseñarte como hacer lo que hacen, que a veces no es tanto la historia lo que importa, sino como se la trata, o como se la vive en estos casos.

    ResponderEliminar
  18. Primero que nada, gracias por lo que comentaste. Es la primera vez que alguien me escribe algo así.
    Sobre tu entrada, una vez alguien me dijo: La vida es un gran cuento escrito por un gran creador.
    Eso me hace contentar cuando pienso que soy una chica sin suerte. Me digo a mí misma: ESTO ES LO QUE EL CREADOR PENSÓ PARA MÍ.
    Pero creo que más allá de que no sirve ir contra la corriente y que siempre será lo que deba ser, cada uno debe intentar tener una vida de película, apasionante, correr atrás de los sueños. Personalmente a mí, poco me interesa lograrlos o no. Pero quiero llegar al final de mi vida y poder decir: LUCHÉ POR TODO lo que quise ser, hacer y obtener. LO INTENTÉ.
    Mi humilde experiencia y opinión, ojalá te sirva. Y gracias nuevamente.

    ResponderEliminar
  19. Violeta17:41

    Uf, me encantan todas tus entradas, pero con esta en verdad me sentí identificada. Te entiendo completamente, yo también siento que soy una eterna observadora de otras vidas, como si las vivencias interesantes me pasaran cerca, casi casii, pero no me tocan. También vivo escribiendo y llenando cuadernos de nada, dándome vueltas a mi misma, escribiendo cosas de distintas maneras pero que en fin siguen siendo todas iguales. No creo que tengas que dejar de escribir, primero porque te gusta, y creo o quiero creer que uno escribe por placer propio. Si se quiere, si se necesita realmente: se escribe, se redacta, se cuenta, se materializa en palabras. No importa el QUE SE CUENTA, sino el como se cuenta y la capacidad que se tiene para ver a la cotidianidad y sacarle provecho a eso. Y vos lo tenes.
    ¡Sueeerte nati!

    ResponderEliminar
  20. jajaja me encanta como escribes, no ves que es un espejo de cómo eres? y eres genial! me encanta!! Sigue así!
    Un besazo

    http://anialonso.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  21. como siempre te digo, me encanta lo que escribís. y respecto a lo que escribís, más allá de cómo, quiero que sepas que no es muy importante tener anécdotas importantes, graciosas y únicas, porque siempre y cuando sientas que sos una persona de la que te podés sentir orgullosa, a nadie le va a importar si tenés más viajes o más cosas memorables en tu vida. y sino, cuando estés arrugada y viejita y tengas moooocha familia, le vas a poder contar de esto, de tu intervención en el "mundo blogger" y de cómo te gustaba escribir, etcétera.

    un beso, nati. gracias por pasar siempre!

    ResponderEliminar
  22. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  23. Yo tampoco soy de las chicas de las películas que en dos días se les pasa la vida por los ojos, que tienen grandes asañas y viven para contarlo, me gustaría, pero quisás ... nosotros no lo vemos de esa manera, quisás si tenemos una grandiosa vida, no aburrida,y con muchas cosas para contar, pero nosotros no lo notamos, nunca vamos a querer lo que tenemos, siempre queremos más y más, el ser humano es así, no puedo decir qe mi vida es EXTREMADAMENTE EUFÓRICA, pero tampoco es una pérdida de tiempo, aunque muchas veces muchas ganas de seguir viviendo no tengo, esa es la emoción de segir día a día sabiendo todo eso.
    Además a mí me interesó leer tu nota, es decir, vos decías que no tenías nada que decir, y con todas esas palabras hiciste una linda entrada y con mucho sentido, ojo.

    Beso, te sigo (:

    ResponderEliminar
  24. Yo te leo, y me pasa lo mismo... La única diferencia es que uso mi blog como diván; un libro que estoy leyendo dice "sin dudas soy mejor lector que escritor" y bueno, hice propia esa frase, porque no me caben dudas.
    Éxitos, seguí manteniendo el blog, como protagonista o espectadora, siempre sirve.

    ResponderEliminar
  25. La realidad es que las unicas personas que tienen cuentos extraordinarios son los guionistas (exceptuando los que participan en las novelas de telefe, ja).
    Los extraordinario surge del desconocimiento, se podria decir que esta ligado a lo ajeno. Ej: para un drug-addict las 'aventuras' por conseguir drugs son cotidianas, innocuas inclusive innecesarias, hastiadoras; Pero para el resto son cautivadoras en cierto sentido.
    I don't know... Desde mi punto de vista, lo uno escriba siempre va a fascinar a los demas. Por mas simple que sea

    ResponderEliminar
  26. Siempre pensé lo mismo pero no sabía como expresarme, y leyendo tu entrada me sentí totalmente identificada. Es horrible cuando te pones a pensar que tu vida es una triste y aburrida monotonía, pero nada es para siempre y supongo que cosas divertidas, o tal vez no, pasan. Espero que sea una etapa y no una forma de vida, porque siempre digo que, la rutina aburre. Y estar aburrido, aburre aún mas. Un beso

    ResponderEliminar

Yo deslizo, tu deslizas, él desliza, ellos deslizan, nosotros deslizamos, vosotros deslizáis.